La máxima corte de Francia revocó el lunes una prohibición sobre la producción y uso en el país de una variedad de maíz genéticamente modificada (GM) y desarrollada por la estadounidense Monsanto, asegurando que el Ministerio de Agricultura carecía de autoridad para imponer la medida, según informó desde París, Sybille de La Hamaide, de la agencia Reuters.

El dictamen sigue a un fallo del tribunal de justicia de Europa a inicios de septiembre que aseguró que Francia se había basado en legislación europea errónea para imponer una veda a la producción del maíz resistente a insectos de la variedad MON810 de Monsanto. “El Consejo Estatal encuentra que el Ministerio de Agricultura no pudo justificar su autoridad para emitir los decretos, no habiendo presentado pruebas de la existencia de un nivel particularmente alto de riesgo para la salud y el medio ambiente“, dijo el fallo.

Réplica del presidente Sarkozy

En contrapartida, el presidente francés, Nicolas Sarkozy, afirmó ayer que el gobierno mantiene su “oposición” al cultivo de maíz transgénico Monsanto (MON810) en territorio francés, luego de que el Consejo de Estado anulara una moratoria francesa vigente desde 2008, según reportó desde Gimont, Francia, la AFP.

“El gobierno mantiene y mantendrá su oposición al cultivo de (maíz transgénico) Monsanto en nuestro territorio” , afirmó Sarkozy durante una mesa redonda sobre la agricultura en el sudoeste del país, antes de anticipar que los ministros de Medio Ambiente y de Agricultura preparan “una nueva cláusula de salvaguarda” .
abc

 

Deja un comentario